Tag Archives: ácidos estomacales

Los usos de genciana amarilla

Gentiana-lutea

También conocido como

Gentiana lutea, cenjana, gociana, janzaina, sianzaina, y unciana
Introducción

La genciana es una hierba de los pastos altos de los Alpes y los Himalayas. Las raíces toman de 7 a 10 temporadas de crecimiento para madurar. El nombre botánico Gentiana se deriva de Gentius, rey de Iliria antigua (la actual Bosnia) (180-167 aC), quien descubrió sus valores terapéuticos, de acuerdo con una historia escrita por Plinio el Viejo (ca. 23-79 dC)

La hierba se ha utilizado en la medicina herbal europea a lo largo de los 2200 años desde su descubrimiento. La genciana también se menciona en la Farmacopea Ayurvédico, recomendado para la anorexia y la digestión lenta.

La medicina tradicional china la recomienda para el dolor de garganta, dolores de cabeza, e inflamaciones. Esta planta es una de las más amargas del mundo, y se utiliza en la producción de bebidas alcohólicas y vermut.

Se utiliza tradicionalmente para estimular el apetito y mejorar la digestión. Tanto la palabra china y coreana de genciana se traduce como “hierba de la vesícula biliar de dragón” debido a su capacidad para tratar inflamaciones de la vesícula biliar. A mediados de 1800, la genciana se mezcló con el regaliz como un remedio para dejar de fumar.

Constituyentes

Principios amargos (amarogencina, gentiopicrosida) y el gentiobiosa de sabor amargo, tan amargo que puede ser detectado aún cuando se diluye con 58,000,000 veces su volumen en agua.

Partes utilizadas

Raíz seca y madura.

Preparaciones típicas

tés, tónicos, y tinturas.

Resumen

La genciana tiene una reputación antigua como una cura para venenos. Nicholas Culpepper escribió en el siglo 18  en cuanto a su eficacia para el tratamiento de la plaga que un “remedio más seguro no puede ser encontrado para evitar la pestilencia”.

La validez de esta opinión no ha sido científicamente comprobada. Los compuestos amargos de  genciana activan una acción de reflejo que libera los ácidos en el estómago y la bilis en la vesícula biliar. Esto acelera la digestión y ayuda a que los intestinos absorban grasa, previniendo la distension estomacal y flatulencia. La genciana se toma típicamente antes de una comida grasosa. La monografía de la Comisión E alemana indica su eficacia en incrementar los jugos digestivos por su naturaleza amarga.

Precauciones

No tome genciana si tiene  úlcera duodenal o peptica. Rara vez puede causar molestias gastrointestinales. No se recomienda su uso a largo plazo.

Fuente Original – www.mountainroseherbs.com

Los usos de alcachofa

Cynara-scolymus 

También conocida como
Cynara scolymus, alacací, alcachofa, cardo, morrilla, y penca.

introducción
La alcachofa es una de los vegetales más antiguos del mundo. Se cultivó por primera vez en el este de África y después se extendió a Europa a través de Egipto. Imágenes de alcachofas se encuentran en antiguos papiros egipcios y en los altares de sacrificio. Los antiguos romanos descubrieron que la hoja de alcachofa era útil como ayuda digestiva, por lo que se convirtio en un  vegetal “noble” sólo para ser consumido por la nobleza y los ricos.


Constituyentes
Cinarina, beta-sitosterol, luteolina, estigmasterol.

Partes utilizadas
Hojas secas, en lugar de las yemas florales se comen como un vegetal.

Preparaciones Típicas
Hojas hechas polvo en cápsula, la hoja seca en forma de té, en forma de extracto líquido y el jugo exprimido de la planta fresca.

Resumen
La hoja de alcachofa tiene una larga historia en Europa como un medicamento utilizado para tratar síntomas digestivos. La evidencia sugiere que la hoja de alcachofa estimula la liberación de la bilis desde la vesícula biliar, ayudando a contrarrestar la distensión abdominal, eructos y gases causados ​​por los ácidos estomacales y las grasas excesivas. La hoja de alcachofa puede reducir el colesterol, pero a diferencia de los medicamentos con estatinas no lo bajará por debajo de los niveles saludables. En un estudio clínico con voluntarios con colesterol alto, la hoja de alcachofa reducío el colesterol total un 18.5% en comparación con 8.6% en el grupo placebo, el colesterol ‘malo’ en un 23% frente a 6%, y la proporción ‘mala’ a la ‘buena’ en un 20% frente al 7 %. En un estudio de seguimiento con los voluntarios que ya tenían colesterol sano, no tuvo ningún efecto.

Precauciones
No utilice hojas de alcachofa si usted tiene cálculos biliares. La seguridad en mujeres embarazadas, madres lactantes y niños menores de 12 años no ha sido establecida.

Fuente Original – www.mountainroseherbs.com